Vida Cotidiana
María Antonieta Navarrete
53
Encerrado en fino alabastro
está el grato y suave perfume,
néctar de delicadas flores
para deleitar fieles amores
en cuerpo de mujer hermosa,
en sábanas de lino y seda
con murmullo de niña mimosa.
Gozoso y fragante hace su entrega,
a la mujer preciosa no se le niega,
y los dos juntos se dan hermosura
para esos ratos de amor eterno,
que hombre y mujer se funden luego
en abrazos y caricias de ardiente fuego.
EL PERFUME